Recámaras de estilo mediterraneo por Brick construcció i disseny

10 recámaras matrimoniales preciosas (para sentirse como en un hotel)

Ana Martinez Ana Martinez
Loading admin actions …

La mejor parte de salir de vacaciones es poder llegar a la habitación del hotel, aventarte en la cama y liberarte de todas las preocupaciones, además de sorprenderte con todo lo que hay en ella, y que probablemente no tienes en casa. Y lo malo de regresar es que extrañas la cama cómoda, y sobre todo no tener que limpiar. Y aunque, en esta última parte no podemos ayudarte mucho, en la primera parte sí.

En este libro de ideas hemos reunido 10 diseños de recámaras matrimoniales que harán que tu espacio personal luzca como la habitación de un hotel, y te haga sentir como una reina o un rey que tiene todo a sus pies. Además, así mejorará el ambiente de tu recámara, y podrás descansar mejor y despertar de buen humor. Y para un mejor resultado hemos agregado también algunos consejos de decoración para que quede, lo más cercano posible, a la de un hotel.

1. Una suite de lujo

Las suites se caracterizan por tener un ambiente limpio, relajado, y la zona de la cama es la definición perfecta de confort y descanso. Y para lograr que eso pase se agregan algunos detalles que la hacen parecer de lujo, como los espejos y una iluminación diferente.

El primer paso para transformar tu recámara en una habitación de hotel, es modificar tus paredes, añadir algunos espejos y detalles brillantes, y en las superficies lisas elegir colores claros, que reflejen la luz y hagan que los espejos brillen aún más. Es por eso que te recomendamos utilizar colores neutros, o muy claros, para purificar el ambiente y hacer que todo fluya con facilidad.

2. Espacio de acuerdo al clima.

Dependiendo del destino que elijamos, los hoteles siempre están equipados para disfrutar, en medida de lo posible del clima, o para que este no interrumpa tu descanso ni estadía. Y para ello agregan ciertos toques personales, con los textiles. Por ejemplo, los hoteles cerca de la playa, o en sitios con climas cálidos suelen agregar cortinas o telas de algodón para mantener fresca la habitación sin sacrificar intimidad. Mientras que los hoteles, en los destinos con climas fríos, utilizan edredones gruesos, y mantas extra, además de muchos cojines para que puedas acurrucarte.

Así que, nuestro segundo consejo es adapta tu recámara al clima de tu localidad, utilizando todos los textiles que tengas a la mano, desde cortinas, hasta las alfombras. Y no dudes en agregar un toque diferente, como cortinas cerca de la cama para hacerla más interesante.

3. Para disfrutar la intimidad

La intimidad no se refiere únicamente al apelativo sexual que pueda tener la recámara, también significa que es un espacio donde puedes estar completamente solo, y ser tú mismo. Y para lograr que te sientas cómodo, incluso cuando estás solo, la iluminación es una parte importante, pues nos ayuda a definir el ambiente.

Si eres una persona cariñosa, probablemente tu mejor opción sea añadir luces ámbar, y difusas en tu recámara, así podrás tener un ambiente cálido, y hasta un poco romántico en tu espacio, y sentir siempre el calor en tu habitación. O si eres una persona libre y aventurera, entonces las luces blancas son mejores para tí, pues así podrás sentir que tienes toda la libertad para soñar, y planear todo lo que quieras.

4. La mejor cama.

Recámaras de estilo moderno por Hinson Design Group
Hinson Design Group

Georgetown Master Bedroom Lighting

Hinson Design Group

Lo primero que revisamos en las recámaras del hotel es que la cama sea cómoda, y que nos brinde el soporte necesario, ni demasiado dura, ni demasiado blanda. Así que, al llegar a casa, algunas veces, nos cuesta trabajo conciliar el sueño porque nuestra cama no es lo suficientemente agradable como la del hotel.

Sin embargo, si hay algo en lo que no debemos escatimar la momento de comprarla, es en la cama. Olvídate de tu colchón viejo, o el modelo económico que has visto en oferta. Dedica un día o un par de tardes a buscar, y probar los distintos colchones que hay, y elige el que más te acomode. Recuerda que no hay nada más valioso para tu salud, física y mental, que un buen descanso.

5. Accesorios extra

Aunque su función principal es el descanso, la recámara también es escenario de muchas otras cosas. Podemos pasar horas platicando con nuestra pareja, planeando las siguientes vacaciones, tomando decisiones importantes, o simplemente viendo películas. Y las recámaras de los hoteles están diseñadas para cubrir cualquiera de estas necesidades.

Entonces, el siguiente paso sería añadir, y adaptar, nuevas áreas a la recámara. Puedes incluir un par de sillones, para las tardes de charlas, cojines extras que sirvan de respaldo para los fines de semana de películas,  y hasta un minibar para tener siempre un buen trago para amenizar la noche. Disfrutarás más que nunca tu recámara.

6. Decoración atrevida

Las decoraciones de los hoteles suelen incluir un toque artístico, ya sea en el diseño de los muebles, o en la decoración de las paredes, para hacernos sentir la exclusividad del ambiente. Y esto lo podemos lograr en casa simplemente añadiendo un cuadro grande, o varias pinturas pequeñas.

En la recámara principal, podemos colocar algo de un artista local, o una réplica de una obra reconocida, e inmediatamente la atmósfera se tornará más sofisticada.

7. Todo el color

Incluso en los hoteles prácticos, o de negocios, las habitaciones tienen algo que nos hace sentir únicos. Y eso es la combinación de colores que se eligen para vestir los espacios. Si deseas que tu recámara sea como una suite presidencial, lo  mejor es utilizar tonos neutros, con detalles oscuros, por ejemplo combinar blanco, o beige con negro o vino. Y si quieres que parezca una habitación cómoda y llena de energía, entonces cambia los tonos oscuros pos colores vibrantes.

Y aquí puedes leer más sobre las combinaciones de color en la recámara.

8. Algo diferente

Recámaras de estilo moderno por care4home
care4home

Big open bedrooms

care4home

Si quisiéramos seguir durmiendo en la misma habitación de siempre, no buscaríamos un hotel cuando salimos de vacaciones, sino llegaríamos a la casa de algún conocido. Pero parte de la experiencia de los hoteles, es poder disfrutar de algo que sea distinto a lo que hay en el hogar. Además esto nos ayuda a desconectarnos de la rutina, y de las preocupaciones diarias.  

No busques un diseño normal, que creas que se vería bien en tu recámara, elige muebles que sean diferentes, y has que se vean perfectos.

9. Con una vista a lo increíble.

La vista es uno de los factores que define, hasta el precio, de una habitación. Y cuando visitamos la playa, el bosque, o cualquier lugar de la ciudad, siempre deseamos tener en nuestro balcón la mejor vista, para disfrutar de la belleza que nos rodea. Y no importa si vives en la ciudad, en el campo, o en un condominio, seguramente hay una vista que es tu favorita, y que totalmente valdría la pena poder observarla todas las noches.

Para esto podrías construir un pequeño balcón, o simplemente abrir un ventanal. Y si crees que ninguna vista te gusta, entonces podrías elegir un diseño de murales e imprimirlo en vinil para decorar tu pared.

10. Apariencia impecable.

Finalmente, la apariencia de una recámara casi siempre es definida por al ropa de cama. Y en los hoteles, es uno de los detalles más valorados por los usuarios. Así que, no escatimes en el diseño de la ropa de tu cama, y procura que esté siempre bien vestida, y combinada. Añade algunos cojines para hacerla más elegante y cómoda, y en temporada de frío no te olvides de colocar una manta extra en el lado opuesto a la cabecera. Esto no solamente la hará lucir más vistosa y elegante, sino que también lo agradecerás por las noches.

Ahora sí, tienes todo lo necesario para hacer de tu recámara tu espacio favorito de la casa.

Casas de estilo moderno por Casas inHAUS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!