Solicita Cotización

Número incorrecto. Por favor, compruebe el código del país, prefijo y número de teléfono.
Al hacer clic en 'Enviar' confirmo que he leído los Política de Privacidad y acepto que mi información anterior sera procesada para responder a mi solicitud.
Nota: Puedes cancelar tu consentimiento enviando un email a privacy@homify.com con efecto futuro

Una casa ¡que te enamorará!

Joelia Dávila Joelia Dávila
Google+
Loading admin actions …

¿Qué te parece visitar una hermosa casa con panorámicas vistas al Océano Pacífico desde la costa mexicana? ¡Increíble! Esta vez visitaremos la casa Villa Vértebra, una residencia que se vuelca hacia el océano en una serie de insuperables vistas, que parece desbocarse sobre las olas y dejarse caer, como gaviota en picada, hacia las azules e interminables aguas.

Proyecto del despacho CC Arquitectos, Villa Vértebra cuenta con 900 m2 de construcción sobre un terreno irregular, el cual significó un enorme reto constructivo para sus diseñadores, dando como resultado un complejo trabajo arquitectónico en donde se aprovechan al máximo los recursos naturales del sitio, como la piedra que tuvo que extraerse del duro terreno y el perfecto asoleamiento que reciben los exteriores. La vegetación, el agua y la ventilación fueron los ejes que dictaron el desarrollo del diseño interior, mientras que las pendientes y las panorámicas, así como la interacción de los espacios interiores y exteriores lograron crear la volumetría que veremos a continuación… ¿listo para seguir?

Volumen de bienvenida

La fachada principal, que nos recibe desde la calle, es de un estilo neutro, sobrio y contemporáneo, integrado al paisaje. Un carácter que denota el respeto por la naturaleza y la audacia en el diseño. Así, de una serie de muros de madera surge un volumen que se dispara hacia la calle, atrevido pero tibio gracias a su piel de madera. La piedra que enmarca la entrada principal y la vegetación que engalana los senderos logran la conexión perfecta entre el visitante y la casa, haciéndolo parte de ella, como un todo natural y orgánico.

Recorridos externos

En cada recorrido, cada pasillo, terraza y lugar de la casa, tanto interior como exterior, se dio prioridad a las vistas hacia el mar. Aquí podemos apreciar un sorpresivo destello de horizonte entre los muros que rodean este corredor antes de entrar a la casa.

Cabe destacar la fusión de la construcción con la vegetación: plantas trepadoras forman parte de los muros, y los que aun están libres muestran su textura áspera, natural, invitando al tacto.

Piscina y terrazas

Una suculenta piscina cuyo espejo se confunde con el mar en el horizonte, es lo que se encuentra en la terraza principal. Los materiales que se utilizaron tanto en la estructura como en los acabados fueron concreto aparente, mármol travertino y madera de parota, la idea de cada espacio fue hacerlo simpre y relajado, creando un ambiente natural y fresco, idóneo para que el protagonista de la estancia sea el paisaje sin fin.

Baño

El baño, de aire sobrio y contemporáneo, luce espectacular con su vestido de mármol. Las delicadas vetas cremosas atrapan la luz mientras que los espejos la reflejan. El estilo elegante no deja de lado la calidez que requiere esta habitación, por lo que la presencia de materiales orgánicos como la piedra y la madera lo hacen ser el lugar perfecto para un momento de relajación.

Habitación

La paleta de colores en toda la casa va del blanco al café natural de la madera. En la habitación podemos ver que cada mueble está cubierto por una tela blanca, posiblemente manta cruda, lo que hace destacar los sutiles brillos de la madera de los muebles y organizadores. La luz artificial apenas se deja ver entre los destellos de la luz natural reflejada sobre el mar, entrando por los ventanales de cada habitación.

Un momento de relajación

¿Es que hace falta algo más para sentirse libre y feliz? Un encuentro con el sol y el romper de las olas al fondo… una cita con la inmensidad de nuestro mundo.

Volúmenes sobre las rocas

Desde el mar, esta es la vista que tiene Villa Vértebra; esta es su fachada posterior, la que observa hacia el mar y se baña en su espectacular belleza. Debido a la complejidad del terreno, la solución se dio en varios niveles, de tal modo que la vivienda surge como una serie de caras que salen y se encuentran en múltiples áreas comunes que son las terrazas y los corredores. Desde aquí parece que la casa emergió de entre las piedras y los árboles, tímidamente, para llevar un poco de paraíso a sus habitantes.

¿Quieres conocer más casas construidas sobre las cosas mexicanas? Disfruta 9 casas de playa ¡por arquitectos mexicanos!

¿Qué te parecen las vistas de esta casa, crees que querrías salir de casa si vivieras en ella?
Casas de estilo  por Casas inHAUS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!