Fuentes en acceso principal: Ventanas de estilo  por Arturo Campos Arquitectos

8 ideas para remodelar tu fachada ¡sin gastar mucho dinero!

Joelia Dávila Joelia Dávila
Google+
Loading admin actions …

¿Quieres renovar la apariencia de tu casa pero no cuentas con un gran presupuesto? No te preocupes, tienes varias opciones: proyectar para trabajar una reforma en etapas, comprando material de a poco y realizando el trabajo sin presionarte a terminarlo en una fecha determinada; o modificar de manera sencilla como cambiar color, integrar vegetación o instalar una linda cerca de madera de reuso.

Con la intención de inspirarte, en este libro de ideas nos hemos dado a la tarea de mostrarte 9 ideas creativas y que se acoplan a todos los presupuestos, para darle un nuevo rostro a tu casa, algo más encantador, más lindo, ¡con nueva vida!

1. Molduras y revestimientos

Una excelente idea es darle un toque rústico o algo clásico, colonial tal vez, y para ello las molduras y los revestimientos de piedra son perfectos. El gasto puede ser tan grande o tan limitado como lo prefieras: puedes definir ciertas superficies sobre las cuales aplicar el revestimiento, delimitando puntos focales, nichos o sitios más atractivos que otros. La piedra puede ser laja decorativa, placas de piedra volcánica, cantera o incluso placas de ladrillo de barro.

Las molduras son por lo general de foam con diferentes perfiles, pero también pueden instalarse esquineros de aluminio o plástico y recubrirse con microcemento o yeso para después pintarse del color de tu preferencia.

2. Material desnudo y sencillez

Si vives en una zona de carácter colonial o con características arquitectónicas rústicas, un buen detalle es mantener este estilo pero con un tinte moderno. Después de darle mantenimiento a la estructura, puedes revestir la fachada con una capa de microcemento, instalar placas de cartón de yeso para exteriores y demarcar páneles, creando una textura atractiva en el conjunto.

Puedes pintar de un color el altorrelieve y mantener desnudo el cemento en la base, puedes incluso integrar un color contrastante en el pretil o en el umbral de la puerta. Unas macetas decorativas al frente o unos cajetes con arbolitos lucirían excelente, ¿no crees?

3. Volúmenes con loseta

Los diseños y calidades de las losetas y revestimientos de pisos ¡son infinitos! Hay de todas las calidades, de todos los precios, con texturas, lisas, con estampados, rectificados, porcelánicos, cerámicos, en diversos formatos y miles de colores. Si te gustan los materiales de precios altos pero no quieres gastar demasiado, elige una superficie de la fachada, tal vez el volumen de la sala, el más saliente, el más vistoso, o en cambio el más discreto, y revístelo con el diseño de loseta que más te guste. El gasto no será tan alto como revestir la fachada completa, y además puedes complementar el diseño del conjunto con una manita de pintura al resto de los muros, para darle realce a la fachada general.

4. Un pequeño jardín

Tal vez lo más sencillo y obvio es lo más económico y también lo más encantador. ¿Qué te parece integrar un pequeño jardín al frente? Aunque no toques un centímetro de pared, con nuevas plantas, flores, arbustos radiantes y aromas frescos, el cambio será radical e inspirador.

5. Una nueva puerta, ¡un nuevo umbral!

Puedes enfocarte únicamente en cambiar la puerta principal. Si se trata de un quicio mínimo, tienes la opción -siempre que el presupuesto lo permita- de abrir parte de los muros laterales para integrar ventanales y marquetería gruesa, decorativa, con cristal, herrería, ¡hasta vitrales de colores! Si tu remodelación consistirá únicamente en cambiar este detalle, asegúrate de que la puerta sea un hermoso elemento, atractivo, memorable, que te enamore al verla y te invite a abrir y entrar.

6. Nichos y terrazas

Pasillo Santa Fe : Casas de estilo rústico por Cenquizqui
Cenquizqui

Pasillo Santa Fe

Cenquizqui

¿Qué te parece hacer de tu fachada un nuevo patio con nichos para mostrar macetas, esculturas, algo de arte tal vez? En esta casa, al frente se instaló una estructura de madera con una cubierta de policarbonato, delimitando un corredor que encamina hacia la entrada principal y que cuenta con una serie de nichos ocupados por lindas macetas con cactus, suculentas y una serie de plantas desérticas que complementan el estilo rústico de la nueva fachada.

7. Color, color, ¡color!

No por limitarte a únicamente pintar las paredes y protecciones tiene que ser una remodelación aburrida… ¡al contrario! Como el gasto no será demasiado grande tienes la opción de ser creativo y atreverte a incluir nuevos colores, frescos, contrastantes. Un magenta con un azul y amarillo lucen luminosos y muy divertidos, a pesar de cubrir una casa de estilo tradicional. ¿Qué te parecería una pared color mostaza con unas molduras marrones, marquetería color chocolate y un patio de adoquín de barro rojo? El color da vida, ¡aprovéchalo!

8. Techos y pretiles

Si tu casa es de techos sencillos delimitados por pretiles horizontales, es tu oportunidad para inventar perfiles y levantar figuras en lo alto de las paredes. Puedes subir los pretiles creando formas atractivas como la de la imagen, o simplemente elevar la horizontalidad para dar la apariencia de estrechez y altura; puedes elevar unos volúmenes y otros dejarlos bajos, jugar con las alturas y crear un contraste de profundidades que le den a tu casa una vista más interesante y atractiva.

¿Tienes más ideas? Comparte con nosotros tus sueños y posibles diseños.
Casas de estilo moderno por Casas inHAUS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

Pide tu consulta gratis

¡Encuentra inspiración para tu hogar!