Recámara:  de estilo  por MARIANGEL COGHLAN

13 tips para distribuir los muebles en tu recámara ¡y descansar al máximo!

Xochitl Díaz Xochitl Díaz
Google+
Loading admin actions …

La distribución dentro de cualquier recámara no es tan fácil como se aparenta al final del proceso, es decir, cuesta muchísimo trabajo decidir cuál será la orientación de cama, de qué manera se incorporará el clóset, cuántos y dónde instalar los tocadores, si se compartirá el lugar con el estudio o no, etcétera.

Para que dudas como las anteriores no te vuelvan a invadir te traemos 13 tips, todos ellos con una manera diferente de acomodar los elementos de la recámara y, por supuesto, con la explicación de porqué es una buena alternativa. ¡Conozcámoslos!

1. Cama y sofá en puntos opuestos

En este siglo la recámara ha pasado de ser el lugar del mero descanso nocturno a tornarse en una estancia para disfrutar del tiempo libre y hacer lo que nos haga sentirnos tranquilos y felices. Por ello es común que la cama no sea el único espacio cómodo para reposar, también hay cabida para un sofá, ya sea individual o esquinero, donde tomar una siesta, ver una serie o leer un poco. Si posees estas dos figuras del descanso, lo mejor es tenerlas en puntos opuestos, así hace la división precisa entre el área de dormir y del reposo momentáneo.

2. La cama en diagonal

Dejemos atrás la distribución habitual donde la cama debe ir replegada a una de las paredes de la recámara, puede estar en diagonal y de todos modos lucir fenomenal. Lo único que hay que buscar antes de hacer esta distribución es que exista algo frente a ella que justifique su postura, en este ejemplo es la maravillosa vista que permite el gran ventanal de la izquierda.

3. El descanso en el centro de una pared

Elige una pared favorita en tu recámara, puede ser la mas vistosa o la que posee mejor textura y/o decorado ¿Ya lo hiciste?, ahora lleva tu cama hasta ahí colocada justo en el centro. Esta distribución es perfecta porque te ahorras la compra de una cabecera, además así es más fácil saber en donde clocar el resto de los muebles, porque lo más importante para tu descanso ya tiene su lugar.

4. ​Video-mueble justo enfrente del descanso

Si eres de las personas que poseen una pantalla dentro de la recámara, para esos momento de distracción antes de dormir, no temas en colocar el video-mueble donde la tienes justo enfrente de tu cama. Esta distribución es fenomenal sobre todo su la habitación es pequeñita, porque la cama servirá como el repásete para ver las películas y series predilectas.

5. Sofá y no piecera

Dile adiós a la piecera de tu cama y en su lugar coloca un sofá o banca, te aseguramos que la podrás dar más uso que a la piecera, además ña distribución que generes será más vanguardista, sobre todo si la haces acompañar por un mobiliario sofisticado, como pueden ser piezas tapizadas en imitación de piel.

6. Una pequeña estancia en la esquina

Las esquinas son fabulosas para albergar micro estancias que no son especialmente para el descanso pero sí para la recreación, esto es porque no estorban ni disminuyen los pasillos. Inténtalo colocando una mesa circular y dos sillas, si te adaptas y gusta, puedes agradar después una mesa más grande o un escritorio como tal.

7. Una puerta esquinada

Entrar a la recámara y no ver casi nada de ella es un gran beneficio, porque da la sensación de ser un espacio muy amplio, aunque en realidad no lo sea tanto. Para lograr este objetivo coloca tu puerta en una de las esquinas de la habitación y procura que de directamente a una pared, de este modo tendrás que acomodar todos los muebles a la vuelta.

8. Closet en can esquina, cama al centro

Este acomodo es un clásico y no sólo porque mucha gente lo ha utilizado sino porque es realmente funcional. Consiste en colocar el clóset a un lado de la cama, siempre dejando un espacio necesario entre ambos muebles para que no sea complicado ni acceder a la cama ni ocupar el armario. Hecho esto, ni siquiera será necesario poseer zapateros, percheros o hasta un tocador, todo puede caber bien organizado en los anaqueles del clóset.

9. Todo en línea recta

Si tu recámara no posee muchas dimensiones a lo ancho pero sí a lo largo, opta por una distribución lineal, es decir, que cada uno de los muebles se distribuya consecutivamente a modo que cuando se vea de enfrente parezca que todo sigue una misma línea marcada de manera imaginaria.

10. Orden escalonado

Similar a la distribución anterior, puedes hacer que los muebles que estarán próximos a tu cama, se vayan acomodando en modelos diferentes, pese a que estén en la misma línea, es decir, que no sea solo un mueble seguido de otro, sino sea un conjunto de muebles y enseguida otro conjunto.

De hecho esta composición e muy útil para departamentos diminutos donde la recámara no tiene una división como tal de la cocina, sala o comedor.

11. Entretenimiento en la esquina, comodidad en otra

Si no quieres que tu sueño se vea molestado por el entretenimiento, lo ideal es que tengas en dos esquinas opuestas tu cama y tu centro de juegos o video-mueble. Sólo así podrás generar la segmentación necesaria y no tendrás que padecer la sensación de ver TV o jugar desde la cama.

12. El rincón de lectura

¿Eres amante de las lecturas al interior de tu íntima alcoba? Entonces consigue los muebles necesarios (sofá individual, lámpara de piso y repisa o buró) y colócalos en una esquina que sientas te motiva a la lectura. Te aseguramos anhelarás que lleguen las tardes o noches para disfrutar de ese apacible y motivador espacio.

13. La importancia que merece

¿Notaste que es primordial pensar en la distribución de todo aquellos que posee tu recámara? No cabe duda que para triunfar hay que pensar con detenimiento en cada aspecto, incluso hacer un boceto de dónde y cómo queremos cada mueble puede ser un gran paso hacia el éxito.

¿Cuál de las distribuciones de arriba logró volverse tu favorita?
Casas de estilo moderno por Casas inHAUS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

Pide tu consulta gratis

¡Encuentra inspiración para tu hogar!