7 consejos para darle nueva imagen y color a tu patio

ISABEL GÓMEZ CABRERA ISABEL GÓMEZ CABRERA
Loading admin actions …

Pintar es la manera más rápida y económica para refrescar y darle nueva vida a las habitaciones de tu hogar, y el jardín no es una excepción. Para lograr el objetivo de adornar este espacio y complementar el paisaje, existen muchos estilos y técnicas que serán tus aliados a la hora de convertir tu jardín en un oasis. Ya sea que utilices colores cálidos y vibrantes, o textura natural de piedra o madera, o colores fríos para crear un área de relajación.

Además de transformar tu espacio al aire libre, agrega accesorios y adornos que al ser pintados, mejorarán la vista para el disfrute de tu familia y también cumplirán una función utilitaria, como es el caso de las pérgolas, cercas de madera, macetas, muebles y contenedores. ¡No te pierdas este libro de ideas de homify para que reestrenes tu jardín en esta primavera!

1. Dale una manita a los muebles

No importa qué tan grande sea tu jardín o patio. Incluso si es sólo un balcón, al pintar los muebles de jardín que tengas el espacio completo se beneficiará con este toque decorativo. Considera, por ejemplo, pintar un tablero de ajedrez en la tabla de la mesa para aquellas ocasiones en que te relajes al aire libre.

La pintura blanca brillante es una buena opción para los muebles de jardín, ya que combina con los demás colores y le dará un estilo mediterráneo. Una pintura de color negro brillante incluso podría imitar el hierro forjado. Si no tienes muebles, invierto un poco de dinero en comprar muebles viejos en un mercado de pulgas o una venta de garaje, ya que adquirirán nueva vida después de una capa de pintura fresca. Si ya estás en el camino de la renovación, cambia los cojines para que complementen el color que hayas seleccionado.

2. Restaura los pisos de piedra o madera

Con el uso y el paso del tiempo, los pisos de piedra o madera tienden a perder el color y la textura original, luciendo gastados o desteñidos. En éstos, la pintura podría hacer una diferencia dramática y una alternativa económica que si quisieras cambiarlos por completo. Por ejemplo, nos encantaría tener un piso de mármol en nuestro patio pero nos saldría en un ojo de la cara. Con la pintura podemos crear fácilmente un efecto veteado duradero que es perfecto para las actividades al aire libre de nuestra familia.

Al igual que el mármol, los azulejos antiguos de jardín para hacer mosaicos son muy caros, por lo que puedes crear tu propio patrón simulando diseños tradicionales de azulejos españoles coloniales (blanco y azul intenso) o al estilo Art Nouveau. Si los colocas alrededor de una fuente o una alberca, levantarás la decoración de ese espacio. Antes de pintar cualquier superficie, asegúrate de que está limpia y seca.

3. Embellece las fuentes

Si quieres construir una fuente o ya tienes una fuente instalada en tu jardín, ¿por qué no darle a la piedra natural nueva vida con una capa de pintura decorativa? Si va con el estilo de tu casa, consigue pinturas metálicas que proporcionan el aspecto natural del bronce, cobre o estaño, que permitirán darle texturas extraordinarias para que la fuente se convierta en un elemento artístico de tu jardín.

Si eres hábil con las manualidades, no te limites a sólo cubrir la piedra. Dibuja o crea patrones, prueba la técnica de envejecimiento, la del patinado y la del craquelado en un pedazo de pared oculta para que decidas cuál te gusta más, o la imitación de piedra. Trata utilizando otros instrumentos además de la brocha, como rodillos, estopa y esponjas.

4. Decora las jardineras y macetas

Jardines de estilo mediterraneo por Gullaksen Architects
Gullaksen Architects

Moroccan style garden

Gullaksen Architects

Las macetas son los accesorios de jardín que son pintadas más comúnmente. Hay muchos estilos de jardineras de bajo costo que mejoran con una mano de pintura y puedes comprar macetas sin ningún diseño si tienes un proyecto de pintura en mente. Las jardineras pueden ser pintadas para que coincidan o contrasten con los colores de la casa. También para que parezcan piedra o algún otro material, o seguir con algún patrón geométrico o artístico. Flores, hojas o conchas de mar pueden ser fácilmente estampadas para brindarles un aspecto llamativo. Si pintas tus jardineras o macetas con colores primarios brillantes, contrastarán con las plantas que poseas y les darás un toque extra.

5. Pinta murales

Jardines de estilo moderno por Graffiti Kings
Graffiti Kings

Graffiti Street Art Mural

Graffiti Kings

La pintura decorativa en el jardín se remonta a la antigua cultura romana. Los arqueólogos han encontrado muchos murales decorativos en algunas casas particulares y edificios públicos de las ciudades italianas arrasadas por el Vesubio, Pompeya y Herculano. El Museo de Nápoles conserva más de un millar de fragmentos de pintura al fresco de éstas. Entre los más famosos se encuentran: las bodas aldobrandinas, Paris juzgando a las tres Diosas y Ceres en su trono.

Este tipo de pintura de la Antigua Roma, se distinguía por la delicadeza, gracia y fantasía del dibujo, sobre todo, por la viveza del colorido, el realismo y la voluptuosidad de las figuras. Hoy en día, muchos patios y jardines cuentan con pinturas murales y es una excusa perfecta para incorporar un tema, por ejemplo, colonial, rústico, natural, épico o geométrico. Los murales a gran escala son un tema de conversación excelente y a su vez, un punto focal de diseño.

Antes de aventurarte a pintar un mural, piensa cómo integrarlo al paisaje y asesórate con un artista profesional. También investiga cuál es la mejor pintura para exteriores, ya que quieres que tu proyecto tenga mucho tiempo de vida.

6. ¡Todo puede ser pintado!

Otros accesorios que fácilmente pueden ser pintadas son las pérgolas, los arcos, las estatuas, los enrejados, las cercas de madera (celosías y vallas, especialmente), los bancos, asadores, bodegas y otros muebles. Cualquier accesorio de jardín o espacio de almacenamiento puede transformarse con pintura. Asegúrate de usar pintura de exterior que garantice su durabilidad para tus proyectos. De todas maneras, te recomendamos rematar con un barniz adecuado para las superficies pintadas con el fin de prolongar su vida al aire libre. La mayoría de estos productos ya son amigables con el medio ambiente por lo que no debes temer al utilizarlos cerca de los huertos o plantas.

7. Elige los mejores colores para tu jardín

La elección del color siempre es una consideración importante. Se puede camuflar una pieza si así lo desea o puede transformarse en un punto focal. La selección del color dependerá del estilo individual de tu jardín y por supuesto, ¡de tus gustos! El verde, negro, gris y blanco son colores ideales para pintar un jardín de estilo formal, pero también son selecciones perfectas si te interesa un jardín de rocas tipo japonés.

Los tonos tierra como el naranja tostado, los verdes naturales y los azules, crean un estilo veraniego que da la sensación de paz y reposo. Te recomendamos que salgas a tu jardín durante varios días a diferentes horas para que observes los tipos de plantas, la luz que se proyecta y lo que te dice el paisaje, así podrás ir definiendo los colores y el plan a seguir. ¿Te atreves?

¿Te gustaron estos consejos para renovar tu jardín con pintura? ¡Coméntanos!
Casas de estilo moderno por Casas inHAUS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!