Los 7 pecados capitales pueden transformar la decoración de tu hogar ¡sorprendentemente!

Bárbara Barrera Bárbara Barrera
Loading admin actions …

Orgullo, lujuria, ira, gula, pereza, envidia y avaricia con conocidos como los siete pecados capitales que consumen a los seres humanos. La pasión de estos pecados, puede ser incorporada en el diseño de las habitaciones de nuestra casa, enfocándose en cada espacio y sus características. Cada persona en la familia cojea con uno o más de estos de estos pecados y hay un cuarto que a cada integrante le apetece visitar con frecuencia.

Por ejemplo, la gula aplica para los que sienten un gran amor por la comida, esto nos remonta a la cocina, que es un espacio multifuncional y por lo general es el corazón de la casa. En este lugar nos hemos reunido a lo largo de los años para cocinar, para compartir las comidas con la familia y con los amigos y para platicar. ¡Un conjunto pecaminoso!.

Otras habitaciones especiales para complacer otros de nuestros pecados favoritos son la recámara, el garaje, un jacuzzi, un taller para crear nuestro propio arte, la sala y una casa de campo para sentirnos orgullosos.

Mientras diseñamos estas habitaciones, debemos estar seguros que cada una de ellas refleje nuestra benevolencia.

1. La gula

Hay muchas personas con una gran pasión por cocinar todo tipo de comidas. Cuando se diseña una casa, hay que tener cuidado de proveer a la cocina con un espacio amplio siendo esta su indulgencia. Se moverán todas las piedras para que sea el mejor espacio de la casa, repleta de la última generación de electrodomésticos como un gran refrigerador moreno, licuadoras, etc.

Te asegurarás de que la cocina esté perfectamente equilibrada y con un acceso cómodo a la estufa, a la isla y al fregadero. Todas y cada una de las zonas de la cocina deben estar bien planeadas y contar con el espacio suficiente para que la familia y los amigos puedan disfrutar de las comidas y las conversaciones.

Esta zona también es considera como el centro de reunión con frecuencia y como la comida es uno de los pecados capitales, la cocina debe ser un lugar para los glotones en donde puedan compartir recetas y disfrutarlas.

2. La pereza

La recámara es lugar correcto para aquellos que son afectados por el pecado de la pereza. A estas personas les gusta descansar en su tiempo libre y en las vacaciones; prefieren las habitaciones grandes y opulentas en donde puedan relajarse y tomar una copa o hablar por teléfono.

Siendo perezosos, ponen mucho cuidado en el diseño de su habitación, de tal forma que puedan dormir  cómodamente cada vez que su estado de ánimo se los pida o dormir acurrucados con su pareja. Las camas largas y confortables, los pisos de mármol y las texturas suaves son su clemencia. El confort es la primer opción,  mientras que para la decoración, su pecado, se manifiesta. Esta lujosa habitación. puede robarles el corazón.

3. La lujuria

La lujuria es uno de los grandes pecados capitales y se manifiesta de muchas formas. Las personas lujuriosas buscan lo último en tecnología, equipos de cocina, productos para hornear o un lujoso jacuzzi en un elegante baño. 

Otros ansían una amplia recámara con una cama grande y todas las comodidades modernas como una pantalla de televisión con un sistema electrónico que la haga aparecer desde el clóset con sólo apretar un botón.

Algunos anhelan un baño  con la tina más lujosa o un jacuzzi con los accesorios más lujosos y avanzados como esta de Web del hidromasaje Otros gustan de salas opulentas en donde puedan recibir a sus invitados y quitarles el aliento de la impresión.

No hay límites para lo que la lujuria puede hacer por ti.

4. La avaricia

La avaricia es otro pecado capital que llama la atención para la decoración general de la casa. Las personas con avaricia quieren hacer un montón de cosas cuando diseñan sus hogares, pero son conscientes de que el presupuesto tiene un límite.

No son necesariamente tacaños, pero son conscientes de la cantidad de dinero que se pueden gastar en la decoración, por lo su tendencia es un estilo minimalista. Algunos pueden optar por una cocina minimalista y tratar de optimizar el diseño y la organización de los electrodomésticos. Por lo general tienen la ambición de recrear exactamente lo que quieren, pero se aseguran de enfocarse en lo funcional y en las formas del diseño que cubrirán las necesidades de la familia.

Sus casas a menudo son discretas y no llaman mucho la atención, pero al mismo tiempo son modernas y funcionales.

5. La ira

 de estilo  por Garageflex
Garageflex

Henley on Thames – After

Garageflex

El pecado capital de la ira, consume constantemente a las personas inquietas que buscan siempre algo que hacer para mantener ocupada la mente y sentirse tranquilos. Les gusta hacer las cosas a su manera; desde las artesanías y otros proyectos que puedan llevar a cabo por si mismos. El garaje de la casa puede ser su lugar favorito, pues ahí podrán concentrarse y hacer sus cosas. 

Estas personas invierten mucho tiempo y dinero en sus garajes introduciendo mucho equipo que puede resultarles útil para sus proyectos. Necesitan de un gran espacio en donde puedan colgar desde sacos para boxear y liberar energía. Para los más organizados el garaje estará lleno de espantes fijos equipados con una gran cantidad de provisiones.

De esta manera, las personas que son propensas a la ira, podrán mantenerse ocupadas de una forma productiva.

¿Quieres organizar una venta de garaje exitosa? ¡Haz click aquí!

6. El orgullo

Salas de estilo clásico por Locus Habitat
Locus Habitat

Luxury Living Room

Locus Habitat

Algunas personas están orgullosas de su familia y de sus logros. Estas personas prefieren un estilo clásico para la sala familiar puesto que es grande y se pueden tratar como reyes. La salas de sus casas, tienen sofás de lujo, mesas decoradas, paredes impresionantes, cortinas exquisitas. alfombras confortables y mucho más. 

Las paredes de estas habitaciones pueden contener una gran cantidad de fotografías familiares, premios ganados por los miembros de la familia y también puede haber una pizca de piezas exclusivas y caras. Las personas orgullosas, por lo general gustan de mostrar sus casas y sus espacios son los lugares perfectos para comenzar una visita.

7. La envidia

Casas de campo de estilo  por Beech Architects
Beech Architects

Rear Garden

Beech Architects

La envidia es un pecado capital, del que la gente puede prescindir, pero a menudo no lo hacen. Las personas envidiosas constantemente tratan de ser mejores que sus vecinos;  para ellos, es necesario tener una casa de campo romántica en la Toscana o en cualquier lugar lejos del mundanal ruido es la mejor opción. Dejar todo lo conocido en la ciudad y mudarse al campo, puede ser una idea muy romántica y como la casa estará a la vista y sin vecinos cercanos, las oportunidades de sentir envidia del vecino no estarán presentes; naturalmente, los afectados por este pecado, se sentirán mejor y únicos

Para la mayoría de las personas, es muy difícil renunciar a uno o más de los pecados capitales, así que utiliza tu indulgencia de forma positiva y habilita o decora tu casa para reflejarla elegantemente.

¿Con cuál te identificas? ¡Cuéntanos en los comentarios!

Encuentra la base de tu inspiración en los libros de ideas de homify.
Casas de estilo moderno por Casas inHAUS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!