Sillas de estudio para relajarse y desbordar la creatividad ¡al máximo!

Elena González Elena González
Loading admin actions …

La silla es el mueble de batalla en un estudio. Es el lugar donde pasamos largas horas trabajando o haciendo tareas. Por esa razón es indispensable que sean cómodas para estar más concentrados y sin dolores de espalda. Además, considerado el uso intenso que les damos, deben de ser también resistentes y duraderas. Por otra parte, el estudio es un área donde solemos pulirnos con el decorado y las sillas deben corresponder a esa imagen que buscamos para estos espacios. Adicionalmente a la resistencia y el atractivo, en las sillas de estudio generalmente buscamos que tengan un toque personal, de acuerdo con nuestro estilo de vida y gustos. En este artículo revisamos una pequeña muestra de la gran gama que existe en homify.

1. ¡Máximo confort!

Diseño Vanguardista en mobiliario: Estudio de estilo  por Diseño e Interiorismo
Diseño e Interiorismo

Diseño Vanguardista en mobiliario

Diseño e Interiorismo

Ideal para trabajar, esta silla concentra el confort en su totalidad; además de un estilo espectacular y un diseño innovador. Totalmente acojinada, con antebrazos, respaldo alto, reposa cabeza y un taburete adicional para reposar los pies. Por si no bastara, su diseño anatómico se ajusta al cuerpo para sostenerlo y evitar malas posturas. Con un estilo minimalista luce bastante sofisticada, con su acabado en piel y base metálica. Su diseño es innovador. Una silla ideal para jornadas intensas. Inspiración de los decoradores de interioresdecoradores de interiores de Diseño e Interiorismo.

2. Para crear un ambiente vanguardista

Una silla de estilo moderno con un diseño poco convencional, que además posee una estructura que se antoja cómoda. Hecha de MDF laqueado que le da una textura fina, con acabados perfectos, haciéndola lucir distinguida. Su estructura en forma de zigzag proporciona confort. Asimismo su respaldo y asiento largados permiten que el cuerpo estés estirado, sin tensión. Un modelo de silla ideal para crear un ambiente de trabajo con vanguardia. Una idea de Armatoste Estudio.

​3. Confort para nuestros visitantes

Un recibidor con sillas es una buena idea para equipar a nuestro estudio. Pero además, las sillas de este recibidor son confortables y muy cool. Tipo sillón, las sillas están totalmente acojinadas y tienen reposabrazos para brindar una amplia comodidad. Su tono piña, con patas en color chocolate las hace lucir super modernas. Unas sillas muy útiles, que además aportan un alto valor al decorado del espacio. Inspiración de la arquitecta de interiores Mariangel Coghlan.

4. Pieza para un decorado conceptual

Incorporar una silla de diseño en nuestro estudio es una idea genial para personalizarlo y darle un look intelectual. Como la silla que vemos en la imagen, la cual forma parte de una colección donde se hace un homenaje a los héroes de historietas y superestrellas del cine y la música. Es de llamar la atención su diseño ecléctico donde se mezcla un estilo tipo vintage con estampado pop. De hecho, en esta silla se hace alusión a figuras del pop de los 60. Una silla que además de su bello diseño luce muy confortable.

​5. El clásico taburete

Estudio de estilo  por Igloo Vintage
Igloo Vintage

Taburetes regulables

Igloo Vintage

Un mobiliario clásico en un estudio, un banco con altura regulable de estilo escandinavo. Sus acabados finos y lisos lo hacen lucir sofisticado. Con un diseño clásico, de asiento de madera con forma redonda y base metálica. Un mueble con estilo que hará lucir con distinción a nuestra área de trabajo.

​6. Clásico con toque industrial

Aquí tenemos una silla de estilo industrial con un diseño clásico pero con algunos toques que la hacen ver muy moderna. En color negro, con un diseño de líneas rectas, respaldo alto y un asiento de forma cuadrada. La cubierta de color fucsia en la parte trasera del respaldo le da un toque super cool. Además de sus reposabrazos ovalados y ajustables. Más allá de su diseño vanguardista, esta silla de trabajo posee los atributos para ofrecer comodidad durante las largas jornadas. Acojinada, con asiento de altura regulable, además de reclinable.

7. Un diseño de ensueño

Una silla que definitivamente es para lucirla. Con un diseño ultra vanguardista y acabados finos. Hecha a base de fina madera de nogal luce muy distinguida. Con una forma de sillón extendido que  sirve de asiento y base a la vez, con patas traseras en acabados metálicos. Una silla que además de sofisticada y vanguardista luce muy confortable.

8. Taburete acojinado y con respaldo

Podemos tener el clásico banco giratorio con altura regulable, pero en una versión muy confortable. Con un asiento redondo acojinado y respaldo también redondo y acojinado resulta un diseño realmente innovador. Por otra parte, su acabado en piel y base metálica lo hace lucir muy elegante. Cuenta además con ruedas para desplazarse sobre él por el estudio, sin necesidad de levantarse.

9. Modelo compacto muy funcional

Una silla de estilo minimalista que pese a su forma compacta posee atributos destacables de diseño y confort. Diseñada con asiento giratorio de altura regulable, y con ruedas para desplazarse, incluye reposabrazos alargados. Hecha con madera en color blanco, de líneas rectas y finos acabados luce sofisticada y con estilo. Una silla de trabajo práctica e ideal para espacios reducidos.

​10. Ligera

Una silla muy estilizada que integra el asiento y respaldo en una sola pieza, con una estructura muy delgada. Con base y patas de madera maciza y acabados finos y lisos. Su forma cuadrada y el color blanco, junto con los remaches metálicos le dan un toque de modernidad.

¿Qué estilo de silla de estudio se acerca más al tuyo?
Casas de estilo moderno por Casas inHAUS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

Pide tu consulta gratis

¡Encuentra inspiración para tu hogar!